Se ha producido un error en este gadget.

sábado, 17 de julio de 2010

Hacia Tarragona! ^^



Hola prins ^^!

Lo primero de todo, quería daros las gracias a aquellas que os habéis pasado por mi blog y me habéis dedicado algo de vuestro tiempo. Os lo agradezco

Después quería comentaros que estoy feliz :D

Además de que llevo unos días yendo al gym y consumiendo muy pocas calorías, de aquí tres o cuatro días me marcho para Tarragona (Cataluña). Verán, mi madre era catalana y solíamos pasar los veranos allí. Yo creía que este año no iríamos, al fin y al cabo, mi madre ya falleció y era ella quien siempre insistía en ir. Lo que más me alegra es que en Tarragona tengo una amiga a la que echo muchísimo de menos y cuando llegue allí quedaremos para pasar los días juntas! ^^

Lo único malo del viaje es que también vendrá con nosotros la novia de mi padre... Pff! Lo cierto es que no me cae nada bien. Les cuento por qué: no trabaja ni quiere buscar trabajo; vive con nosotros sin ayudar para nada en las tareas del hogar (yo cocino, yo frego, yo pongo la lavadora... en fin, que yo hago todo mientras ella está tirada en el sofá); le pide dinero a mi padre para comprarse ropa; ni siquiera le quiera dar un beso a mi padre ni duerme con él (sólo lo quiere para pedirle dinero); cuando le digo a mi padre que es una aprovechada, ella le dice que lo digo porque estoy celosa y él le da razón... Vaya, que son bastantes las razones.

Igualmente, sigo feliz haha :DDD!

Ya me despido guapas ^^

Un besito!! (:

miércoles, 14 de julio de 2010

Hola a todos/as ^^






¡Hola!
Quería inagurar este blog presentándome :)
Me llamo Melinda, pero suelen llamarme Mel ^^
Tengo diecisiete años y quiero ser Ana. Cuando digo que quiero ser Ana, no se imaginen que no sé qué significa ser una princesa. En realidad, ya experimenté esa sensación. Verán, voy a contarles desde el principio:

Hace un año, mis padres marchaban con el coche a casa de mis tíos. Yo había discutido con mi madre porque ella insistía en que los acompañara, pero yo no tenía ningún tipo de interés en pasar la tarde encerrada en casa de mis tíos mientras mis padres y ellos hablaban de temas que no me interesaban en absoluto. Así pues, ellos dos se marcharon y yo me quedé sola en casa. Habían pasado horas desde que mis padres se habían ido cuando llamaron a la puerta. Era la hermana de mi madre. Antes de que me diese tiempo de saludarla, ella me abrazó. Cuando le pregunté qué pasaba, me contó que mis padres habían tenido un accidente de coche. Mi padre no corría ningún peligro, pero mi madre estaba ingresada en la UVI. ¿Saben lo peor? Que días después, tras someterla a una operación, murió, y a mí ni siquiera me permitieron ir a verla, pedirle perdón por no haberla querido acompañar a casa de mis tíos, por haberle hablado como le hablé. Nunca le dije un "te quiero" y ahora me arrepiento profundamente de ello. Yo por ese entonces pesaba 58 kilos pero, con el disgusto y la ansiedad, empecé a comer sin control. Incluso cuando me dolía la tripa seguía comiendo para, no sé... distraerme, ahuyentar la pena, no sabría decirles. Llegué a engordar hasta los 70 kilos. Fue entonces cuando me miré al espejo y pensé "¿Esta gorda soy yo?" y, a partir de aquel momento, no me odié solo interiormente, sino también físicamente. Recurrí a Ana. No tenía nada que perder: mi padre desde que murió mi madre evita pasar demasiado tiempo conmigo porque le recuerdo a ella y tiene miedo de enfrentarse a su recuerdo; todos los amigos que había creído tener se esfumaron en cuanto dejé de ser la chica alegre y despreocupada que había sido; empecé a ir mal en los estudios; el chico que me había dicho que me quería, en cuanto vio lo gorda que me había puesto, dejó de quererme. Me encontraba sola y Ana fue la única vía de escape. Pronto empecé a adelgazar, y me sentía bien, sentía que por fin estaba haciengo algo a derechas. Adelgacé 8 kilos pero, claro, mi tía, que veía lo rápido que perdía peso, me obligaba a comer delante de ella; a decirme que mi madre no hubiera querido algo así; a utilizar todo tipo de chantage emocional, vaya. Me dejé convencer y volví a engordar.

Princesas, vuelvo a pesar 70 kilos y estoy desesperada. En un principio, no me importaba pero, ayer, mi padre, me dijo: "Te estás poniendo gordísima, de aquí poco no cabes por la puerta" y me abrió los ojos. Supongo que ustedes también saben lo mal que se siente cuando alguien por la calle te llama gorda, cuando te das cuenta de que no resultas nada atractiva, cuando ninguna prenda de ropa te sienta bien... Por eso quiero volver con Ana. Pero esta vez, seré completamente constante e, incluso, me he marcado una meta: 55 kilos. Sé que no será fácil, pero mañana empezaré seriamente con esto, y, además, también me apunté al gimnasio. He creado este blog para que me apoyen y apoyarlas yo a ustedes, no para que nadie me juzgue. Así que a partir de ahora espero conocerlas y que, juntas, lleguemos a nuestras metas ^^

Gracias por la atención prestada, si necesitan cualquier cosa, agréguenme:

mel21293@hotmail.com

Besos princesas :)


PD: aquí les dejo un vídeo de Thinspo!
http://www.youtube.com/watch?v=tP6DNVCIk6Q